100%

Recaudado 2.001 €

Objetivo 2.000 €

Donativos 106

Reto finalizado

En diciembre de 2014, Platero, un burro de tan sólo cuatro meses, murió en Lucena durante la representación del Belén viviente. Un hombre propició varias patadas al animal, que falleció pocos días después, al no recibir atención veterinaria inmediata.

Con el fin de evitar desgracias como la acontecida en 2014, El Refugio del Burrito recientemente solicitó al Ayuntamiento de Lucena que prohibiera la presencia de animales en el Belén viviente. Nuestra petición fue apoyada por más de 17,000 personas y evitamos que hubiese burros en el Belén viviente de este año. Sin embargo, la actividad sí contó con animales de tamaño pequeño y mediano. Esta práctica pone en peligro a los animales e inculca que el uso y explotación de animales para divertirse está justificado.

Además presentamos una denuncia contra el hombre que presuntamente causó la muerte al joven Platero y una denuncia contra el Ayuntamiento de Lucena por una presunta responsabilidad penal por no atender al burrito durante los días que estuvo malherido, tumbado en el suelo. El primer caso fue archivado, pero hemos conseguido reabrirlo recientemente. De acuerdo con la reforma del Código Penal del 1 de julio de 2015, el maltrato animal es un delito que puede ser penado con 18 meses de cárcel y la inhabilitación para trabajar con animales.

Ayúdanos a cubrir los costes de este caso realizando una donación.

El Refugio del Burrito

El Refugio del Burrito

El Refugio del Burrito investiga casos de negligencia, maltrato y abandono de burros y mulos en toda España. Hay cerca de 300 animales viviendo en nuestras granjas y, sólo en 2015, participamos en 55 investigaciones y rescatamos a más de 60 burros y mulos. Además, nos implicamos activamente en causas que insten a la aplicación y mejora de las leyes vigentes en cuanto a bienestar animal y a la promoción de campañas de concienciación.

Más información ›

Donantes (106)

Recaudado 2.001 € de 2.000 €

Donativos 106

Faltan 1144 Días