1%

Recaptat 50 €

Objectiu 5.000 €

Donatius 3

Repte finalitzat

La teva aportació té beneficis fiscals de fins el 75%

Un problema habitual de las personas con discapacidad física gravemente afectados es el alto grado de asistencia médico-hospitalaria a la que se ven sometidos en los centros de rehabilitación a los que normalmente acuden (sesiones de Fisioterapia, Terapia Ocupacional, Psicología, revisiones médicas, etc), lo que dificulta la normalización de sus vidas.

A lo anterior, se le añade la falta de práctica de ejercicio físico de este grupo de población. El temor a sufrir caídas o contraer infecciones hace que desestimen la práctica de deporte, considerándolo un peligro potencial para la salud, y no una forma de desarrollar y mantener su capacidad física en las mejores condiciones posibles dentro de sus limitaciones.

Por lo tanto, si se pretende que tengan un desarrollo integral, no puede dejar de incluirse el deporte, la recreación al aire libre y el ejercicio físico como elementos imprescindibles para el logro de una buena calidad de vida y de una plena integración social.

Para que las personas decidan cuál es la actividad física que más se adecúa a sus gustos e intereses, aparte de valorar su condición física, es necesario que tengan la oportunidad de practicarlas previamente.

Con el objetivo de fomentar la práctica de actividad física de las personas con lesión medular y normalizar su proceso de rehabilitación, la Fundación del Lesionado Medular y ASPAYM Madrid llevan a cabo la búsqueda de actividades alternativas a la rehabilitación tradicional, como la Hipoterapia.

Se denomina Hipoterapia, o Equinoterapia,  a la alternativa terapéutica basada en la utilización del movimiento del caballo para el tratamiento de diferentes afecciones físicas y mentales. Las terapias ecuestres contribuyen positivamente al desarrollo cognitivo, físico, psíquico, emocional y social de las personas, especialmente si estas presentan algún tipo de discapacidad.

Con la práctica de este ejercicio se aprovechan los movimientos del caballo para estimular los músculos y articulaciones del paciente (oscilaciones tridimensionales como avance y retroceso, elevación y descenso, desplazamiento y rotación), lo que hace que sea el único tratamiento por medio del cual el paciente está expuesto a movimientos similares a los que realiza el cuerpo humano al caminar. Esto hace que se genere una notable mejoría en el tono muscular y postural.

Se lleva a cabo un trabajo progresivo en tres etapas: una primera de conocimiento de la anatomía del animal, la segunda de comunicación con el animal utilizando la intuición (inteligencia emocional), y una tercera de inmersión en la actividad y despliegue de interacciones.

Beneficios de la práctica de las actividades

A nivel físico, estas técnicas han demostrado ser capaces de:

-Fortalecer la musculatura y mejora la flexibilidad

-Mejorar la movilidad articular

-Mejorar la conciencia del esquema corporal

-Prevenir contracturas musculares

-Regular el tono muscular

-Mejorar la coordinación, los reflejos y la planificación motora

-Mejorar la capacidad de relajación de la musculatura

Además de los físicos, uno de los principales beneficios a tener en cuenta son aquellos de índole psicológico. La Terapia Ecuestre, al prescindir del uso de la silla de ruedas, ayuda a abstraerse por unos momentos de las limitaciones físicas que padecen, así como a fomentar el sentimiento de auto-superación, a fortalecer la autoestima, etc.

Esta actividad se desarrolla al aire libre, no en un lugar cerrado lleno de máquinas que, en cierta medida, suponen una amenaza para la normalización de la vida del paciente.

Montar a caballo es una terapia, pero es también una diversión, lo que supone un valor añadido para el colectivo al que va dirigido.

A todo lo anterior se le suman los beneficios sociales. Entender que pueden practicar una actividad propuesta en las mismas condiciones que el resto de la sociedad es el primer paso hacia su integración.

En base a lo anteriormente expuesto, no hay duda sobre la importancia de la práctica de la Terapia Ecuestre las personas con discapacidad física; el problema lo constituye el poder crear en la comunidad las facilidades para que este grupo puedan disponer de los medios para practicarla.

Fundación del Lesionado Medular

Fundación del Lesionado Medular

La Fundación del Lesionado Medular, conocida como "FLM", es una entidad sin ánimo de lucro española creada en Madrid en 1997.  Su objetivo es dar opciones a todos los usuarios con lesión medular través de servicios de rehabilitación integral, para que puedan lograr la plena participación en la sociedad, motivando así un cambio social; siempre en concordancia con la Asociación de Personas con Lesión Medular y Otras Discapacidades Físicas de la Comunidad de Madrid (ASPAYM Madrid) para que los servicios y la asistencia pueda traspasar los límites del recinto y ser útil en todas las parcelas de la vida de la persona con lesión medular. Actualmente es una entidad innovadora de referencia a nivel internacional que cuenta con un centro de rehabilitación, un centro de día y un centro residencial, estrechamente ligados a los modelos que desde la Comunidad de Madrid se desarrollan para la atención de las personas discapacitadas físicas, gravemente afectadas.

 

Més informació ›

Donants (3)
  • Img

    Donació anònima hace 2 años

    Mi hija práctica la hípica desde pequeña, en un centro hípico vi como daban clase a un grupo de personas con lesión medular y fue maravillos ver como disfrutaban de la actividad, y a las personas que impartían las clases su dedicación y esfuerzo. Una iniciativa preciosa.

    20€
  • Img

    Donació anònima hace 2 años

    a por todas!

    10€
  • Img

    Donació anònima hace 2 años

    ¡ Ánimo ! Espero que con la solidaridad de todos/as logréis el objetivo.

    20€

Recaptat 50 € de 5.000 €

Donatius 3

Falten 1018 Dies